miércoles, octubre 31, 2007

Para vender no siempre hay que adular...

Si se habla con un vendedor, una de las primeras tácticas que resalta cuando se trata de conquistar a un cliente es, por lo general, la de tratarlo bien. Cuantas veces uno no está comprándose algo en una tienda y cuando se lo está midiendo frente al espejo llega el vendedor y comenta lo fabulosa que luce la prenda, cuando lo único que uno está pensando es: si alguien me deja salir así a la calle lo mato...
En muchas ocasiones la técnica del "jala bolismo" no funciona y la alternativa es hacer todo lo contrario.
Este es un ejemplo de eso realizado en EE.UU.



Para el estreno de la 5ta temporada de NIP/TUCK FX generó una estrategia donde, a través de la página web del canal, cualquier persona coloca el nombre, teléfono o email de un amigo y las partes de su cuerpo con las que no está contento. Esa persona registrada por un tercero recibe un mensaje de voz de los protagonistas del programa haciendo incapié en esos defectos.
La ejecución contempla la participación de la audiencia en la propagación del mensaje, valiéndose del interés del usuario por hacer caer a sus conocidos en esta especie de "juego publicitario". Es que sólo hay que imaginarse que cuando vas a escuchar un mensaje de voz en tu celular lo que oyes es a uno de los actores de NIP/TUCK hablando de lo gorda(o) que estas.
Es fundamental que para el análisis se tome en cuenta la temática y el tono del show que se está publicitando y la verdad, calza a la perfección con la ejecución. Creo que la individualización de la audiencia que se logra, lo poco usual del mensaje y cómo el público es quien se convierte en el emisor del mismo es lo que hace esta aplicación muy impactante.
En mi opinión, esto demuestra que adular no es la única arma para vender.

Diana Meinhardt

2 comentarios:

Juan Carlos dijo...

Diana, no es que la fórmula tradicional de venta -es decir, establecer una buena nota entre la marca y el consumir- no sirva o esté gastada, sino que, como lo escribiste, "se tome en cuenta la temática y el tono del show que se está publicitando y la verdad, calza a la perfección con la ejecución." En pocas palabras, es la administración del concepto. Para algunos conceptos sirve una cosa, para otros otra cosa. Siempre ha sido así.

Diana dijo...

Gracias Juan, me imagino que no lo dejé claro en el post, pero no me refiero a que no funcione esa técnica, sino a que no es la única